Catriela Soleri

¿Qué más da si muero hoy, o dentro de 20 años?
Sería un suceso que la humanidad no notaría.
Si lo llegase a notar, quiero saberlo antes de morir.


Muchas veces, de lo que creemos poco es cierto...

Las puntas cansadas se han roto, y decidieron no seguir.
No escalaron más. El peso fue demasiado para sobrellevar.
Pero así terminará ella, después de los suplicios que le ha presagiado la gitana de piel dorada.

Primero un impacto, después un desgarre en el corazón, y la culminación: la espalda de todos frente a ella.

La Luna iluminará su cadáver hasta llegar el día. Ese cadáver que aun guarda algo de vida en sus ojos llenos de angustia.
Su infortunio se extenderá hasta que su cadáver verde y repulsivo haya sido visto por todos, no se consumirá del todo, pues no ha existido una criatura tan repugnante que pueda querer nutrirse con sus pastosos encantos.

Y el mundo se sorprenderá cuando en su afán por descubrir que había dentro de ella descubran que guardaba nada.

…Cuando eso al fin sucedió, fue recordada como lo más vacío que conoció la vida, y su mayor enemigo se regodeo de demostrar al mundo que vil e inútil fue su existencia…
3 Responses

  1. Nicho Says:

    Hola, Mariana. Te he visto por donde el mas-turbador.
    Tus posts también le dejan a uno turbado.
    Como dijo el otro, volveré...
    Saludos y gracias por el enlace.


  2. GUSSANITA Says:

    vaya,
    igual somos familia, ese gusano gitano y yo...
    un beso.