Catriela Soleri
No recuerdo donde estaba, ni lo que estaba haciendo, solamente conservo el recuerdo de una imagen, la de aquella mujer que cargada de maletas caminó frente a mí.

No poseía una belleza habitual, a decir verdad, era tan ordinaria que impactaba.
2 Responses
  1. Yuly Martín Says:

    Amo la simplicidad de lo vano.c


  2. Yuly Martín Says:

    No sabes, dormí toda la tarde y aún puedo dormir más, no sé que demonios está fungiendo como sedante en mí, pero me encanta mi estado de dejadez jajajaja...